Festividades Judías

Qué día se lee la Meguilá

Las poblaciones amuralladas desde los días de Ieoshúa bin Nun, las cuales estaban amuralladas cuando Ieoshúa conquistó la tierra, aunque sea que en la actualidad carecen de murallas, leen la Meguilá, el quince de Adar. 

En tanto, las aldeas y las grandes ciudades leen el catorce, como fue dicho: “por eso, los judíos no protegidos por murallas -iehudim haperazim-, que habitan en ciudades no amuralladas, tornan al día catorce del mes Adar, (una jornada de) alegría, banquete y día festivo” (Ester 9: 19), y al ser que los judíos no protegidos por murallas -perazim- leen el catorce, aprendemos que los que están amurallados leen el quince, pues (tal como se narra en la Meguilat Ester), los judíos que se encontraban en Shushán y los que estaban en las ciudades no amuralladas, no descansaron de sus enemigos en un día, sino que los perazim descansaron el catorce, y los que estaban en Shushán el quince, y cada uno tornó al día en que descansaron, día de banquete y alegría (Ester 9: 16-18); por eso, cuando establecieron el día festivo para las generaciones, establecieron para cada uno el día en que descansaron, los perazim el catorce, y Shushán el quince. Y, dado que Shushán era una ciudad amurallada, establecieron que las poblaciones amuralladas son consideradas en este aspecto como Shushán, en las cuales se lee el quince. 

Ahora bien ¿por qué tomaron (para establecer el día festivo para las generaciones) el amurallado del tiempo de Ieoshúa bin Nun, y no el del tiempo de Ajashverosh (el rey que gobernaba en esa época), como Shushán?. 

En el Talmud de Jerusalén se explica el motivo, para conceder honor a la tierra de Israel, la cual se encontraba asolada en los días de Ajashverosh, y en sus ciudades no había murallas, y si consideraban el amurallado del tiempo de Ajashverosh, la ley para todas las ciudades de Israel hubiese sido como el de las ciudades no amuralladas, por eso decretaron, que todas las ciudades que estaban amuralladas en tiempos de la conquista de la tierra, lean el día quince como Shushán, aunque sea que ahora no tienen murallas, “y habrá recuerdo en la tierra de Israel por este milagro” (Rambam). 

De lo estudiado resulta, que existen dos tiempos establecidos para la lectura de la Meguilá, quince de Adar para las poblaciones amuralladas desde Ieoshúa bin Nun, y catorce para las ciudades no a uralladas y las aldeas. (Meguilá, 1: 1, R' P. Kehaty)

Indice de Festividades  

Envíanos tu comentario

Nombre:

E - Mail:

Asunto:

Recomendado
Redes Sociales
Imperdible
Seguimiento
Novedad
Buena onda
Editoriales
Entretenido
Sensacional
Videos Alegres
Shabat
 
 
 


Copyright 2007 Todos los derechos reservados
Judaismo Virtual

 

fin