Actualidad

Las consecuencias de la Guerra

Los diarios del mundo publicaban en el principio de esta semana, en la cual se leerá en Shabat la sección Pinjas, los siguiente titulares:

Israel puso en marcha una nueva incursión terrestre en Gaza

Tropas del Ejército ingresaron esta noche (11/7/2006) en la parte central de la Franja, ubicada al Norte de Israel. Al mismo tiempo, la Fuerza Aérea realizó varios bombardeos. La operación forma parte de una amplia ofensiva para rescatar a un soldado secuestrado por militantes palestinos a fines de junio.

Numerosas tropas y equipo de guerra fueros desplazados a ese lugar, y toda la atención estaba puesta allí. Mas mientras esto sucedía, llega una noticia terrible:

Cuando toda la atención estaba focalizada en la crisis humanitaria y los bombardeos en Gaza, la guerrilla shiíta Hezbollah del sur del Líbano atacó poblados fronterizos y posiciones del Ejército israelí con misiles katiushkas. Ocho soldados fueron muertos y dos capturados por Hezbollah. De inmediato Israel respondió con ataques aéreos que incluyeron hoy, jueves, el bombardeo al aeropuerto de Beirut.

El primer ministro israelí llamó al hecho un "acto de guerra" y consideró al gobierno de Beirut culpable por permitir al grupo terrorista que se establezca en el sur de su país. De inmediato ordenó una ofensiva que incluyó el despliegue de tropas, blindados y bombardeo con misiles hasta las puertas de Beirut. (12/7/2006)

En estos momentos nuestros soldados combaten denodadamente en los dos frentes. La situación es sumamente complicada y nuestra oraciones están enfocadas a El Eterno, para que nos libere de este terrible flagelo que ha irrumpido en el seno del pueblo de Israel.

No obstante, además de orar, hace falta hacer y demostrar a El Eterno que le somos fieles. Por eso, cada uno, viva donde viva, debe orar a El Eterno y también reflexionar y considerar en qué está flaqueando, y poner todas sus fuerzas para rectificar esa falencia.

LA SECCIÓN SEMANAL: PINJAS

Hasta esta semana, en las sinagogas de la Diáspora se leía una sección y en Israel otra. Esto ocurrió a partir de la festividad de Shavuot, que en la Diáspora se celebra dos días, cayendo en esta oportunidad uno de ellos en Shabat. Por eso se produjo el defasaje. Pero esta semana nos acoplamos todos, en todo el mundo y comenzamos a leer TODOS una única sección.

Esta semana, en Shabat, se leerá la sección Pinjas. En la misma se observará el problema tan actual de la asimilación y los matrimonios mixtos, además de otros detalles relevantes que nos conllevarán a la meditación y rectificación de nuestras acciones.

Sensacional y sorprendente será la similitud hallada entre lo expuesto en la sección de esta semana y lo que está ocurriendo en el pueblo, con la guerra que explotó a dos frentes. Sumemos a ello este mensaje de unión, expresado por la unión de todos en la lectura de una misma sección en todo el mundo.

LA PARASHÁ

En la sección del Pentateuco intitulada Balak, se narra en el epílogo, la corrupción perpetrada por el pueblo de Israel, quienes yacieron con mujeres prohibidas profanando así la palabra de Di-s.

El citado hecho ocurrió cuando las jóvenes moabitas tentaron a los israelitas, y estos se allegaron a ellas en acto impúdico.

Así las moabitas lograron ejercer su influencia sobre los hijos de Israel, arrastrándolos a rendir culto idólatra a los dioses paganos que ellas y sus coterráneos adoraban.

Para colmo, uno de los príncipes de Israel, llamado Zimri ben Salú, de la tribu de Shimón, tuvo el descaro de acercarse a sus hermanos con la hija del rey de Midián, a la vista de Moshé y toda la congregación de Israel. Dijo al líder judío: “¿Esta mujer es permitida o prohibida?”. Si me dices que es prohibida, en ese caso, ¿quién te permitió a ti la hija de Ytró?.

Al escuchar esas palabras, los que permanecían fieles a Di-s, con Moshé a la cabeza, lloraron amargamente a la entrada del Tabernáculo de Reunión. Hicieron esto porque olvidaron lo que la ley estipula para el caso que el príncipe rebelde propuso.

No obstante: “Vio Pinjas hijo de Elazar, hijo de Aharón el Cohen, se levantó de entre la congregación, tomó una lanza en su mano y fue en busca del infractor... Cuando estuvo frente a ellos (al pecador y la mujer con la que él se encontraba), atravesó a ambos con su lanza”. (Números 25: 7)

Deducción

Apreciamos que en el versículo no dice: “se levantó Pinjas”, sino “vio Pinjas”.

Por lo tanto uno se pregunta, ¿no había revelado ya el versículo que Zimri se acercó con la mujer medianita “a la vista de Moshé y toda la congregación de Israel?. ¿Para qué entonces esta redundancia –al decir “vio Pinjas”-?.

La explicación es, que aquí no se refiere a la visualización del acto propiamente dicho, sino a la comprensión de lo que hay que hacer. Pinjas vio la solución al problema que sus ojos y los de todos los demás veían. Recordó lo que había enseñado Moshé para un caso como el que estaba frente a ellos: “El que se llega a una goya (mujer de procedencia ajena al judaísmo), los vengadores lo ajustician directamente”. (Sanhedrín 81b)

Este caso es distinto al de cualquier otra infracción, ya que en ninguna otra circunstancia alguien que ve a otro cometer una falta tiene derecho de hacer justicia por mano propia. Debe advertirle al infractor sobre la gravedad de lo que está haciendo, llevar el caso al tribunal y atestiguar allí.

En cambio quien comete el pecado de llegarse a una mujer “goya” públicamente, hombres aptos, quienes toman venganza de la profanación de la palabra de Di-s, lo ajustician en el momento en que está realizando el acto. Pero en caso de hallarlo después de haber cometido la trasgresión, no hay ningún derecho de hacerle daño directo.

Pinjas evoca la ley

Pinjas al acordarse de esta ley la expuso delante de Moshé. Por eso el líder judío con los demás integrantes del tribunal se sentaron para debatir y resolver el asunto, con el fin de determinar si recae sobre Zimri la pena capital o no.

En ese momento Pinjas se levantó de su asiento que tenía como integrante del tribunal, y fue a tomar venganza por la causa de Di-s. No dudó en arriesgar su vida en esta difícil empresa, sabiendo que se trata de hacer justicia en el nombre de El Eterno. Por eso, pese a que Zimri estaba fuertemente custodiado, ya que su tribu lo rodeó para protegerlo, igual decidió ir en su búsqueda.

Para poder triunfar en esta difícil misión, Pinjas planificó muy bien como actuar. Tomó consigo un cabo de madera, y una cuchilla de metal bien afilada. Era para colocarla en el extremo del cabo, y armar una lanza.

A la cuchilla, la ocultó debajo de sus ropas, pues si los guardias lo veían ingresar con armas de guerra, seguramente lo detendrían, no permitiéndole el paso. En tanto al cabo de la lanza, lo utilizó como bastón, ya que caminaba apoyándose en él. De esta manera disimulaba sus intenciones, y pasaba desapercibido.

El arribo

Pinjas llegó a las proximidades de la tienda de Zimbri, y advirtió que la misma estaba totalmente rodeada por los integrantes de la tribu de Shimón.

Pinjas no lo dudó y avanzó sin titubear. Al verlo, los centinelas le preguntaron: “¿para qué has venido?”.

Les respondió: “Yo también he venido para hacer mis necesidades”.

Ellos pensaron que reclamaba sus derechos de tomar también él a la princesa medianita, ya que ella cuando se presentó dijo que escucharía solo a los grandes de Israel. En ese momento Zimri le respondió que su tribu es la más importante, y él es el jefe de la misma. Así fue como se allegó a ella.

Pero ahora aparece Pinjas diciendo que también él viene ‘a hacer sus necesidades’, por lo que los guardias de la tienda pensaron que el motivo de su presencia es para reclamar que es hijo de Elazar el Cohen Gadol (Sacerdote Principal). Es decir, su intención es demostrar que él es más importante que Zimri, y por eso tiene derecho a acceder a la hija del rey de Midián. Esta fue la causa por la cual los centinelas lo dejaron pasar.

Solo que la realidad no era como ellos pensaron, Pinjas no venía a tomar a la princesa, sino a hacer justicia.

Pinjas ingresó a la tienda, e insertó en ellos su lanza, tomándolos in fraganti en medio del bochornoso acto que estaban realizando.

En esta maniobra, a Pinjas le acontecieron doce milagros.

Los 12 milagros

1-En una situación como ésta, donde una pareja es sorprendida haciendo el amor, y les sobreviene un pánico atroz, tal el producido por la aparición repentina de Pinjas con la lanza en su mano, provoca comúnmente tendencia a separarse de inmediato. Sin embargo, ellos permanecieron unidos (al ser que había allí un ángel que no les permitió separarse).

De esta manera Pinjas los pudo sorprender en medio del ignominioso acto. Ya que si Zimri se hubiera separado en ese momento, Pinjas ya no podía hacerle ningún daño (recordemos que la ley le permite actuar solo en el momento en que se está consumando el pecado). Y si de todos modos decidía matarlo, (en el caso que se hubiera separado de ella), entonces Pinjas debía morir por haber matado sin permiso del tribunal.

2- Lo natural es que ante una situación semejante, quienes viven ese momento de terror, clamen en busca de ayuda. Sin embargo, el ángel tapó sus bocas y no gritaron.

3- Pinjas orientó la lanza para que penetre en Zimri por detrás, y atraviese totalmente su zona pelviana, estando aun su miembro en el interior del cuerpo de la mujer. El lanzazo alcanzó también al organismo de ella, y se introdujo en el interior de su cuerpo.

De esta manera se evitaba que digan de Pinjas que él cometió también la trasgresión con la mujer dentro de la tienda, pues al estar el miembro de Zimri aun en el interior de ella, es una prueba que antes de haber sido sorprendidos no se separaron. Pues todo Israel los había visto juntos al principio, y es ilógico que dejen de hacer el acto amoroso para darle lugar a Pinjas que llegó después, y luego ellos prosigan.

4-El metal de la cuchilla tuvo un largo suficiente como para traspasar a ambos cuerpos juntos, el de la mujer y el de Zimri. Teniendo en cuenta que cuando Pinjas la trajo, la ocultó debajo de sus ropas, y no se notaba que la llevaba consigo, se entiende que no tenía un gran tamaño. Por eso tenemos que reconocer que se alargó milagrosamente.

5-El Todopoderoso dio fuerzas en su brazo para alzar a ambos. Ya que Pinjas los alzó como si se tratase de un palillo asador que contiene en el extremo dos trozos de carne, y los llevó insertados en la lanza por todo el campamento de Israel sin fatigarse. Tengamos en cuenta que el mismo tenía una longitud de tres “parsá”, que son unos 12 kilómetros.

6- La madera que constituía el cabo de la lanza tuvo resistencia suficiente para soportar a ambos cuerpos. Más teniendo en cuenta que la mujer era muy voluminosa, y Zimri no se quedaba atrás en ese aspecto.

7-No se separaron uno del otro mientras permanecían insertados en la lanza.

8-Fue invertida la posición de ellos. Pues cuando fueron atravesados por Pinjas, Zimri se hallaba arriba, y la mujer abajo. En ese momento la lanza se incrustó en la parte de atrás del cuerpo del varón, alcanzando también a la pareja que se hallaba debajo. Pero cuando fueron alzados quedaron al revés, es decir, el hombre boca arriba, y la mujer sobre él. Para mostrar a la multitud el bochornoso acto que hicieron, el ángel hizo que sus cuerpos estén en la lanza en la misma posición en la que se encontraban en la tienda, es decir, él arriba y ella abajo.

9- No manó sangre de los cuerpos atravesados, pues la misma se coaguló al instante. Esto permitió que Pinjas no se ensucie, ya que no es honorable para un Cohen aparecer ensangrentado frente a la multitud.

10- El Todopoderoso hizo que Zimri y la mujer medianita permanezcan con vida pese a ser atravesados por la lanza. Esto para que Pinjas no se impurifique a través de un cadáver.

11- El ángel elevó el dintel de la tienda, para dar lugar a Pinjas a que salga con la lanza en alto, y los cuerpos de los pecadores insertados en ella frente a los ojos de todos.

12- Todos los integrantes de la tribu de Zimri, o sea la tribu de Shimón, se levantaron para dañar a Pinjas. Pero descendió un ángel y produjo una matanza entre ellos.

Al ver Pinjas que el Todopoderoso se predispone a causar un exterminio total, arrojó los cuerpos que llevaba sobre la lanza al suelo, y se paró a orar. Por eso el versículo declara “Se paró Pinjas a orar y la matanza se detuvo”. (Salmos 106: 30):

Moraleja y relato

De este suceso apreciamos el daño y el alejamiento del Todopoderoso que provoca la prostitución, ya que una sola persona, Zimri ocasionó la muerte de 24.000, que fueron los caídos en la matanza.

Se asemeja al caso de un rey que pasaba por cierto pasaje de la ciudad, cuando un grupo de jóvenes se encontraba en ese lugar. Uno de esos muchachos maldijo en ese momento al monarca. Ese acto provocó que el rey enfurezca a más no poder.

En ese instante, uno de los jóvenes se dirigió hacia el que maldijo, y lo abofeteó. Tras contemplar el rey esto, su ira se aplacó.

Exactamente lo mismo aconteció en nuestro caso, ¿quién fue el qué aplacó la ira de Di-s, evitando que el Todopoderoso mate a todo Israel?. Ese fue Pinjas.

Sin embargo, los integrantes del pueblo que quedaron con vida no comprendieron esto de igual manera, ya que decían: “¿has visto a ‘ben Puti’, cuyo abuelo materno engordaba becerros para idolatría?. ¡Ahora ese mismo sujeto mató a un príncipe de Israel!”. (Ben Puti significa: “El hijo del que engorda animales”, en mención a Ytró, quien hacía eso. Pero luego se convirtió al judaísmo, y el padre de Pinjas, que era Elazar se casó con la hija de Ytró. Por eso lo ofendían de ese modo, nombrando al abuelo materno).

Di-s advirtió este hecho, y ordenó que en la Torá conste el linaje de Pinjas, para atribuirle los honores que le corresponden: “Habló Di-s a Moshé diciendo: Pinjas el hijo de Elazar, hijo de Aharón el Cohen aplacó Mi ira con los hijos de Israel, al vengar Mi venganza entre ellos, y no exterminé a los hijos de Israel con Mi venganza. Por eso has de decir que le doy a él Mi pacto de Shalom -paz-”. (Números 25: 10)

El significado del Shalom

Este pacto entregado por El Eterno a Pinjas es muy grande, pues el mundo no se mantiene sino por causa del “Shalom”. Además, la Torá es en su totalidad “Shalom”, ya que sobre ella fue dicho: “Sus caminos son caminos placenteros, y todos sus senderos Shalom”. (Proverbios 3: 17)

Además, cuando alguien viene de un viaje, se lo recibe diciéndole “Shalom”. Asimismo por la mañana, se saluda a las personas con “Shalom”, y también por la tarde se procede igual.

También en la oración que se recita luego del rezo denominado “Shemá Israel”, se menciona la palabra “Shalom”. Ya que así es la finalización de la misma, (en la noche de Shabat y las festividades): “Bendito eres Tú Di-s, Quien extiende el manto de Shalom paz- sobre nosotros, sobre todo Su pueblo Israel, y sobre Jerusalén”.

La plegaria de las dieciocho oraciones, la cual es recitada en todas las sinagogas del mundo, siendo ella la más elevada de todas, concluye con la palabra “Shalom”. La bendición que recitan los Cohanim para bendecir al pueblo también culmina con la palabra “Shalom”.

A través de estas menciones hemos visto que aun hoy en día, el pacto de “Shalom” de Di-s con Pinjas aun se mantiene vigente a través de sus descendientes.

Se prosigue

Luego de mencionarse en la Torá el linaje de Pinjas, el Todopoderoso ordena: “Habló Di-s a Moshé diciendo: Hostiliza a los medianitas y mátalos, pues ellos os hostilizaron con sus artimañas con que os sedujeron en el asunto de Peo”r (era el nombre de un culto idólatra), y por causa de Kozvi, la hija de un príncipe de Midián, hermana de ellos, (quien al igual que sus coterráneas, se ofrecieron vilmente a los hijos de Israel para que pequen con ellas)”. (Números 25: 16)

Se aprecia en el versículo, con total claridad, cual es el motivo de la orden de Di-s de hostilizar a los medianitas, es porque “ellos os hostilizaron”. De aquí aprendemos que “Si alguien viene a matarte, madrúgalo y mátalo antes que él lo haga”.

Existe otra regla relacionada a la que citamos: “Quien hace pecar a otro, es peor que si lo hubiese matado”.

Rabí Shimón explicó el motivo de estas dos normas: Quien mata a una persona en este mundo, comete una falta gravísima, sin embargo, el muerto podrá heredar el mundo venidero. En cambio aquel que hace pecar a otro, le quita la posibilidad de vivir en este mundo y también en el venidero.

Esta sentencia puede apreciarse en amplitud cotejando lo declarado por los versículos.

En la Torá advertimos, que dos naciones salieron al encuentro de Israel con espada en mano. Ellas fueron Egipto y Edom. Sin embargo, hubo otras dos que salieron al encuentro de Israel con “el pecado en mano”. Ellas fueron Amón y Moab.

Respecto a Egipto, el versículo declara: “Dijo el enemigo (el pueblo egipcio): perseguiré (a Israel), lo alcanzaré, repartiré el botín, se llenará de ellos mi alma, desenvainaré mi espada, los aniquilará mi mano”. (Éxodo 15: 9)

Edom actuó de manera similar, pues cuando Israel solicitó autorización para pasar por sus tierras, ellos les respondieron: “no pasaréis por mi territorio, para que no salga con espada a vuestro encuentro”. (Números 20: 18)

Sobre estas naciones que salieron al encuentro de Israel a filo de espada fue dicho: “No aborrezcas al edomita, pues es tu hermano. No aborrezcas al egipcio, pues fuisteis peregrino en su tierra. Los hijos que les nacieren a ellos en la tercera generación, podrán entrar en la congregación de Di-s”. (Las demás naciones tienen permitido hacerlo inmediatamente, en tanto ellos fueron penalizados por tres generaciones, por haber salido al encuentro de Israel con espada). (Deuteronomio 23: 8)

Sobre aquellos que salieron al encuentro de Israel con el “pecado en su mano”, con la intención de hacer transgredir a los hijos de Israel, sobre ellos fue dicho: “No vendrá el moabita y el amonita a la congregación de Di-s. Tampoco la décima generación vendrá a la congregación de Di-s, para siempre”. (Deuteronomio 23: 4)

Asimismo debe tenerse en cuenta, que hay otro pasaje que ordena “hostiliza a los midianitas”. Es decir, con respecto a las naciones restantes, existe una ordenanza de solicitar la paz antes de ir a la guerra contra ellas (ver Deuteronomio 20: 10). Pero respecto a los moabitas y amonitas el Todopoderoso dijo: “No procures la paz de ellos ni les hagáis bondades todos tus días, para siempre”. (Deuteronomio 23: 7)

Reflexión

Sabido es que quien se acerca a esos pueblos para ser misericordioso con ellos, finalmente acaba humillado, peleado y presa de grandes sufrimientos.

El ejemplo en este aspecto fue el gran rey David, quien quiso ser bondadoso con uno de ellos y por esa causa debió sufrir enormes consecuencias.

Este hecho sucedió tras el fallecimiento del rey de Amón, llamado Najash. Luego de producirse su muerte, David dijo: (Samuel B 10: 2) “Haré bondad con Janún el hijo de Najash, tal como su padre hizo bondad conmigo. Y envió David a sus siervos para consolarlo. Por eso ellos fueron a la tierra de los amonitas.

Al ver esto, los ministros de Amón dijeron a su nuevo rey, Janun, el hijo de Najash: parece como que honra David a tu padre frente a tus ojos, pues ha enviado a ti hombres para otorgarte el pésame. Sin embargo para inspeccionar la ciudad y explorarla ha enviado a sus siervos hacia ti.

Janún tomó a los siervos de David, y les rasuró la mitad de la barba (de un lado de la cara, en tanto que del otro lado se las dejó intacta). Asimismo cortó sus túnicas, (hasta el sector de los glúteos) y los envió de regreso.

Le informaron de lo sucedido a David, y este envió hombres para que salgan al encuentro de ellos, ya que los enviados se sentían tremendamente humillados (por ser que era un honor en esos días tener una barba íntegra, y vestimentas largas). El rey David les envió decir: permanezcan en Yerijó -Jericó- hasta que les crezca la barba, y luego regresen”.

Todo esto por causa de pretender retribuir una bondad que le había hecho el rey moabita.

Vale aclarar además, que esa bondad en realidad no fue realizada a David mismo, sino a un pariente suyo. Ya que cuando David huía de Shaúl, llegaron hasta donde estaba el rey moabita, su padre, su madre y sus hermanos. Le pidió al monarca: “Permite que mi padre y mi madre residan contigo”. Pero el rey moabita los mató a todos, excepto de uno, que pudo huir, llegando hasta la tierra de Amón, precisamente hasta Najash, quien le permitió refugiarse allí.

Ahora que el rey de Amón había muerto David quiso retribuir esa gentileza, pese a la sentencia de Di-s que declara: (Deuteronomio 23: 7): “No procures la paz de ellos ni les hagáis bondades todos tus días, para siempre”. Por eso, pese a que David consideraba que estaba haciendo un bien, y que no se trataba de una profanación al versículo, ya que no iba a procurar la paz con ellos ni hacerles una bondad, sino a retribuirles algo que habían hecho por él, de todos modos, debería haberse abstenido, pues aunque él pensaba eso, los que vieron llegar a los siervos suyos para dar el pésame al rey de Amón no pensaron lo mismo.

Por eso, los siervos que envió pasaron momentos tan desagradables, y además él en persona sufrió las consecuencias, ya que luego de esto, Amón se levantó en pie de guerra contra David. Y no fueron solo ellos, sino que se plegaron en la lucha contra Israel otros tres pueblos: Aram Naraim, la coalición de los reyes de Tzoba y la coalición de los reyes de Maaja. Contra estos cuatro pueblos debió guerrear.

Para enfrentarlos, David envió a Yoav, y todos los poderosos soldados de su ejército. En la contienda Yoav advirtió algo terrible para sus aspiraciones de triunfar, el ataque enemigo provenía desde ambos frentes, por delante, y también desde la retaguardia.

El ejército judío se vio en grandes problemas en esta batalla. Este hecho llevó a los sabios a preguntarse ¿quién provocó que sobrevenga un flagelo tan grande sobre Israel?. La respuesta es simple: aquel que pretendió hacer un bien a quien el Todopoderoso dijo que no se procure su paz ni se profiera a él bondades.

El mensaje que debemos extraer de aquí es bien claro, el Todopoderoso fue quien dictó a Moshé las palabras de la Torá, y Él fue también quien nos creó. Por eso, concierne a nosotros buscar cumplir las palabras de la Torá al pie de la letra, y no buscar artimañas para evadirlas, y trasgredirlas.

La Torá es el plano que diseñó Di-s para crear todo lo existente basándose en el mismo. Por lo tanto, es la receta que debemos seguir para que nuestra vida esté de acuerdo con el prospecto. Si tenemos éxito en esta empresa, entonces se considerará que hemos cumplido nuestra parte, y el Creador estará muy satisfecho con nosotros. En ese caso, nos permitirá disfrutar en el futuro de beneficios que no están a nuestro alcance captar en este momento, a causa que estamos inmersos en un nivel muy material y físico, pero cuando ese momento llegue, comprenderemos que el esfuerzo valió la pena.

Shabat Shalom

R’ David ben Israel

  • 1- Balak 25 - Rashi
    2- Midrash Rabá Balak 20: 25
    3- Midrash Tanjuma sección Balak
    4- Midrash Tanjuma sección Pinjas
 

Últimos artículos publicados  
 
 

 

  .  
.

Busca el libro con tu nombre aquí


Frases inspiradoras

En esta época moderna, donde hay tanta tecnología e innovación, es cuando más falta hace la energía humana salida directamente del corazón, y transmitida personalmente, sin la mediación de ningún intermediario tecnológico; esa pequeña pero gran acción es capaz de revivir las esperanzas y renovar la energía de la persona con quién hablamos, y también la nuestra propia.

—————

No siempre es suficiente con la buena disponibilidad, y la capacidad individual, ha veces para triunfar también hay que valerse de la creatividad.

—————

Donde hay unión no hay traición, pero si surge división, la invasión de los sentimientos de odio y rencor crecerán y se multiplicarán, y nadie ganará; por eso, siempre es bueno multiplicar los esfuerzos para conservar la unión, que aunque mucho se pierda en lo que respecta a los deseos personales, será mucho más lo que se gane por el efecto de la fuerza grupal conjunta.


 

Conoce la Energía
de las letras de
tu NOMBRE


¡Este libro te ayudará a superarte!

Vídio de Presentación

 

¡Imperdible!

¡Más Novedades!

  .  
.

¡Únete a la página y conoce todas las novedades!

Click aquí


¡Ya está en librerías!

  .  
.

 

Clik aquí para saber más


¡La novedad que todos estaban esperando!

Si te apasiona la Mística y la Numerología, te recomendamos leer un libro que seguro te fascinará: Numerología y Cábala. Es una obra elaborada a tu medida.

En el mismo encontrarás un compendio completo de las letras hebreas y las enseñanzas místicas que surgen de las mismas. Además, hallarás el desarrollo y la explicación de temas trascendentales, vistos según la óptica de la Numerología y la Cábala.

Todo está explicado en forma clara y amena. Muy recomendado: IPara conocer más sobre el libro Numerología y Cábala, click aquí

     
.

Envíanos tu comentario

Nombre:

E - Mail:

Asunto:

Recomendado
Redes Sociales
Imperdible
Seguimiento
Novedad
Buena onda
Editoriales
Entretenido
Sensacional
Videos Alegres
Shabat
 
 
 


Copyright 2007 Todos los derechos reservados
Judaismo Virtual

 

fin

Esta pagina ha sido visitada veces